- Don Postre - https://www.donpostre.com -

Higiene y preparación de los alimentos

¿Que recomendaciones debo seguir para mantener una óptima higiene en mi cocina?

¿Debo  lavarme las manos antes de cocinar?

¿Qué tratamiento debo darle a los alimentos refrigerados o congelados?

¿Puedo descongelar los alimentos a temperatura ambiente?

¿Puedo volver a congelar un alimento que ya había descongelado?

¿Puedo macerar los alimentos en adobo a temperatura ambiente?

¿Es conveniente preparar los alimentos con mucha antelación?

Veamos…

manipulacion-alimentos [1]La Organización Mundial de la Salud ha desarrollado 5 claves a aplicar para evitar las enfermedades transmitidas por los alimentos, a saber:

Lavarse las manos frecuentemente empleando agua potable, sobre todo antes de comenzar a manipular los alimentos.

Después de preparar cada alimento y antes de comenzar con el siguiente, lavar bien las tablas de cortar/ picar / preparar, los platos, utensilios y superficies de las mesas con agua caliente y detergente, eliminándolo después mediante el aclarado.

Los alimentos deben refrigerarse o congelarse tan pronto como sea posible, ya que las temperaturas frías impiden que las bacterias crezcan y se multipliquen. Por lo tanto, se dispondrán de frigoríficos donde la temperatura oscile entre 0º C y los 4º C, y congelador donde la temperatura será inferior a los –18º C.

Los productos perecederos y los alimentos preparados deben refrigerarse o congelarse dentro de las dos horas posteriores a su elaboración como máximo.

Nunca se podrán descongelar los alimentos a temperatura ambiente. La descongelación de los alimentos habrá de ser a temperatura de refrigeración o bajo el chorro circulante de agua fría o en el horno microondas.

No congelar alimentos previamente descongelados.

Los alimentos en adobo deben colocarse, durante el tiempo de maceración, en refrigeración.

No colocar una excesiva cantidad de alimentos en las cámaras. El aire frío debe circular libremente para mantener el buen estado de los alimentos.

No se deben preparar alimentos con demasiada antelación. No conviene mantenerlos a temperatura de riesgo después del cocinado, por lo que se deben conservar en el frigorífico lo antes posible.

Fuente: menudos peques [2]

Share [9]