Navidad y familia – Cómo evitar los conflictos y las peleas

Posted by: Anita Dinamita

diciembre 11th, 2020 >> .ETIQUETA Y PROTOCOLO EN LA MESA, Familia, Postres para Navidad, YA ESTA AQUI LA NAVIDAD |

Se acerca la Navidad, una de las fechas más esperadas por muchos ya que representa el reencuentro con seres queridos.

El espíritu navideño invade las calles, los escaparates de las tiendas, nuestras casas…

Es época de regalos, buenos deseos, largas sobremesas y… lamentablemente en muchos casos, palabras mal interpretadas, discusiones y salidas de tono. El reencuentro familiar, que siempre se desea pacífico y armonioso, a veces se torna misión imposible.

¿Qué hacer para que se respire paz ? ¿Cómo evitar conflictos y peleas?

Veamos algunas claves:




Respeto

Lo más importante, lo principal es que se mantenga, ante todo, el respeto

Planificar todo con tiempo

La buena planificación nos ayuda a mantener las cosas bajo control. La improvisación suele llevar a desacuerdos o a que echen en cara que las cosas no salgan como se esperaba.

No te crees falsas ilusiones

No pienses que va a ser una cena de película, unas Navidades perfectas y que todo va a ser maravilloso. Las perfecciones solo provocan estrés. Deja que todo fluya con normalidad.

Céntrate en la ocasión

Céntrate en el menú, los regalos que vamos a abrir en unas horas, si nos hemos gastado mucho o poco, etc, . Centrémonos en el sentido de la fiesta que estamos viviendo, en la oportunidad de estar juntos y en maximizar la importancia de las vacaciones en sí.

Repartir las tareas

Es bueno, para que no tengamos la sensación de que todo recae solo en un miembro de la familia.

Aceptación

Sí, no nos queda otra que aceptar. Si tu padre se trae a su nueva novia, tu hermano aparece con una pareja que te resulta insoportable … declarate  libre de dramas durante un tiempo, practica la aceptación.

Cuidado con el alcohol

Que si una cerveza de aperitivo, que si luego los vinos con la comida, que el brindis por juntarnos toda la familia, que venga las copas al final en la sobremesa… y se lía. Es un consejo complicado en estas fiestas, pero intenta no beber más de la cuenta, porque con el alcohol todo se calienta y se dicen cosas que no se quieren. Mejor optar por la moderación.

Declara la tregua

¿Hay un problema familiar vigente? Pues no es el momento de sacarlo en la comida o la cena. Evítalo o, mejor aún, intenta resolverlo antes de juntarlo todos. ¿Por qué no perdonar de una vez ese dichoso lío que os enreda desde hace años? Quizás el mejor regalo de Navidad es solucionarlo, si es posible.

Esos locos bajitos

Los más pequeños de la casa tienen derecho a disfrutar de la Navidad que, a fin de cuentas, son los que disfrutan la fiesta con más intensidad e ilusión. Céntrate en ellos, ponles en lugares estratégicos separando a las personas entre las que pueda haber más enfrentamientos.

Cantar juntos

Quien canta su mal espanta: si empezáis a cantar villancicos o si enchufáis el karaoke, o si repasáis los éxitos del año, seguro que comenzaréis a reiros y desaparecerán los malos rollos. Lo que no consiga la música…

Evita temas delicados

Es un clásico, pero conviene tenerlo en cuenta. Sentémonos a la mesa sabiendo que no se debe hablar de ciertos temas ‘delicados’, como la religión, el sexo, la política, el ejército, los deportes… Lo que podría ser un interesante tema de conversación puede acabarse convirtiendo en una auténtica bomba de relojería. También evita hablar de temas laborales; se trata de desconectar.

Céntrate en los rasgos que os unen, como la familia o conversaciones afines.

Amabilidad

Es importante ser amable con todos, especialmente con uno mismo, en lugar de ignorarse y criticarse, hay que ser bondadoso con uno, cuidarse y buscar aquello que hace a uno sentirse bien. Esto ayudará también a tratar mejor a los demás.

Buen humor

La música tiene efectos extraordinarios y también lo tiene el humor (ojo, el humor, no el sarcasmo). Si la situación se pone tensa, intenta resolverla con buen humor, intentándole poner una sonrisa y separando a ambas partes con la mejor de tus caras. Siempre con un humor que no ofenda a nadie. Y excluir las burlas, la ironía y el sarcasmo.

ESTRATEGIAS SI YA HAY CONFLICTO FAMILIAR

Si ya se sabe que el encuentro familiar va a ser tenso por problemas previos y no se han podido hablar para solucionarlos, valora métodos para desactivarlos.

  • Habla desde el sentimiento. Ve con respeto a la cita y no emitas juicios sobre lo que pasa. Emitir un juicio es ponerte en un grado de superioridad moral. Sólo molestarás a los otros. Por ejemplo, en lugar de criticar que no te llamaran o hicieran algo que esperabas, puedes decir: “Me sentí muy triste ese día por no recibir tu llamada”.
  • Valora las consecuencias de no ir. Si no asistes puedes empeorar más las cosas. Quizá la solución salomónica es que cada uno vaya con su familia o ir todos en un viaje a un sitio neutral a celebrar las fiestas.
  • Pon buena predisposición. Recuerda que sólo es un rato y que puedes pasarte tiempo sin volver a estar con esos miembros de la familia. No hace falta que te quedes hasta el final de la noche. No bebas mucho y concéntrate en disfrutar la comida.
Share
This entry was posted on viernes, diciembre 11th, 2020 at 8:12 and is filed under .ETIQUETA Y PROTOCOLO EN LA MESA, Familia, Postres para Navidad, YA ESTA AQUI LA NAVIDAD. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.

Leave a Reply

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>